Que generen esperanza

Jordi Évole
Jordi Évole

Jordi Évole, El Follonero, es uno de los grandes periodistas de este país. Se ha hecho un hueco imprescindible entre las procelosas aguas televisivas y su programa dominical de La Sexta es todo un escaparante de informaciones que no se ven en otros medios. El pasado domingo dedicó su espacio a hablar de la crisis con especialistas que la explicaron de manera comprensible para el común de los mortales y se fue hasta Grecia para entrevistar a los ciudadanos y ciudadanas que sufren el drama: un reportaje que yo no he visto en otras grandes cadenas, ni en otros grandes medios. Ojalá no llegue nunca aquí lo de Grecia, aunque compartamos génesis: una economía enladrillada, entidades bancarias que concedieron créditos a mansalva, una sociedad viviendo muy por enima de sus posibilidades… Uf, demasiados parecidos como para no echarse a temblar. Y pese a toda la tremebunda situación, el reportaje se cerró con esperanza: con una entrevista a Federico Mayor Zaragoza en la que el exdirector general de la Unesco abogó por otras políticas y por otra manera de salir de la crisis, que no sea el mero recortazo. Mayor Zaragoza evocó el ejemplo de la luchadora por los derechos civiles de Estados Unidos Rosa Parks para cambiar el mundo, pasito a pasito, y nos dijo que también nosotros podemos cambiar el rumbo del autobús de la historia. Un político que no abronca, que no culpa a los demás, que infunde esperanza: eso es lo que hace falta.

Duelo en la red

El Gran Wyoming
El Gran Wyoming

Un duelo se libra en la red. Lo inició la cadena de los obispos, la COPE, con su recogida de firmas virtual para reclamar elecciones anticipadas en España. Le contestó el programa El Intermedio, del -para la caverna- odiado El Gran Wyoming, de La Sexta, con mucha más imaginación: que venga ya el juicio final. En esta carrera va de momento en cabeza la página de la cadena de televisión, que subraya que “en esta situación de emergencia la Iglesia tiene que ser valiente. Necesitamos que la Conferencia Episcopal se ponga a trabajar. Necesitamos que llegue el juicio que la Iglesia siempre nos ha prometido. Si la lentitud de la justicia española es desesperante, lo de la justicia divina ya no tiene nombre. Necesitamos que Dios se moje, que dé la cara, que decida por fin quiénes son los malos y quiénes los buenos”. A fe mía que la iniciativa de la COPE, con la que no comulgo, se queda corta (renuncio a citar siquiera algo de su flojo texto): pedir sólo elecciones anticipadas… con lo bonito que es una buena hoguera para Zapatero y todo el PSOE, que sin duda portan cuernos y rabos y huelen a azufre. ¡Ah!, por último: ahora que la radio divina hace valer su valentía, a ver cuándo hacen otras recogidas de firmas, por ejemplo, para reclamar al PP la limpieza de su casa ante el caso Gürtel o para defender que todo el peso de la justicia humana caiga sobre los curas pederastas; ¡ánimo!