Blogroll

"Lagartijas..."
"Lagartijas..."

Repaso la lista de blogs y webs que ahora mismo tengo entre los favoritos de “la Faktuna”, como suele decir un querido compañero de brega. Son lecturas que me guían cuando navego por las aguas de este cuaderno de bitácora que me acompaña desde hace casi año y medio. En mi relación de blogs destacados abajo a la derecha aparece uno de la fotógrafa Daniela Börner. Hay otro que recoge noticias “en positivo”, porque estamos demasiado acostumbrad@s a que solo la catástrofe salte a la primera plana. Sigue en la lista el blog de una política, la socialista Elena Valenciano. Hay dos más de un par de colegas periodistas, Fogonazos y Periodismo Ficción. Entre mis preferidos, otros dos más, de sendos queridos amig@s y extraordinarios compañer@s, Lagartijas al Sol y Sueños de Loto. Cierran la relación la web del diseñador lucense Matalobos y dos más cargados de nutrientes: uno de curiosas recetas en ladino, la lengua judeoespañola, Savores de Siempre, y uno dedicado a la literatura, con exquisita sensibilidad y gran originalidad, Poetryandmuchmore. Todos ellos hacen compañía a “la Faktuna” en esta singladura.

Lecturas de domingo

Periódico
Periódico

«Mi mujer empieza el periódico por detrás, como si fuera un libro árabe. Sí, lo abre por la contraportada, se remonta por las secciones de cultura, sociedad… y cuando llega a la parte de política lo deja sobre la mesa. Yo lo hago justo al revés: empiezo por la portada, me detengo en política, y conforme me aproximo a otros territorios lo dejo sobre la mesa. Los contrarios se atraen, ya sabe, doctor. El caso es que he intentado emularla, e incluso he llevado mi devoción por ella a leer la sección que más me gusta, la de política, al revés, de derecha a izquierda, por ver si encuentro algún mensaje secreto (como en tiempos se hacía con los discos de los Beatles) que pueda descifrar para hacerme famoso. Pero lo único que consigo, especialmente cuando leo las últimas “declaraciones” e insinuaciones del Partido Popular sobre inmigración, es agarrar un tremendo dolor de cabeza. Se me calienta mucho el cráneo de constatar cómo la derecha vuelve a hacer un uso partidista de este asunto tan delicado para arrebañar unos votos. ¿Es grave, doctor? No, no lo mío; lo de Mariano Rajoy.»